Puerto Colombia, un paradisíaco pueblo en el Atlántico

Puerto Colombia, un paradisíaco pueblo en el Atlántico

Puerto Colombia, un paradisíaco pueblo en el Atlántico
5 (100%) 2 votes

 

Puerto Colombia es un municipio situado a doce kilómetros de Barranquilla, y a noventa y tres de Cartagena, sobre la llamada Vía al mar.
Esta es una carretera nacional concesionada al Consorcio Vía al mar, con doble calzada en las cercanías de las dos ciudades, y Puerto Colombia goza en su portal de esta condición. Actualmente se trabaja para tener doble calzada en los ciento ocho kilómetros entre las dos capitales de la costa Caribe, para generar desarrollo, prosperidad y facilidad de comunicación.

Según las estadísticas del consorcio, pasan alrededor de siete mil quinientos automóviles diariamente por esa carretera; esto dá una dimensión de las posibilidades económicas del pueblo, si se edifica una oferta interesante para desarrollar el turismo, y atraer visitantes para conocerlo y disfrutarlo.

 

 

¿Cuáles son las fortalezas de esta población?

Además de su posición geográfica, como hemos mencionado, la población ha venido constituyéndose como la sede de las universidades del departamento del Atlántico. Hoy están instaladas aquí sedes de la Universidad del Atlántico, Universidad del Norte, Fundación Universitaria San Martin, Universidad Libre, Universidad Antonio Nariño, Universidad Autónoma del Caribe, Universidad Rafael Núñez y el Instituto Colombo Americano; e igualmente los colegios IDPHU, Altamira, Altamar, Parrish, Sagrado Corazón, Británico, American School, Royal School, San Francisco, Los Corales, Anglocolombiano y Liceo Campestre; denominándose este sitio como Corredor Universitario.

 

¿Qué significa ésto para la población?

Que Puerto Colombia es el territorio de la educación del departamento y de la región Caribe, con todas las posibilidades que esto ofrece para la creatividad, el turismo, el arte y el desarrollo en sí mismo.

 

¿Cómo nace Puerto Colombia?

Hace doscientos años Barranquilla empezó a desarrollarse y a tomar una posición de liderazgo entre las ciudades de la costa colombiana, gracias a que el río Magdalena, ofrecía la posibilidad de intercambio comercial con las ciudades interiores del país, especialmente Santa fe de Bogotá, donde se había ubicado la capital política y económica del país, gracias a la posibilidad de esta gran vía acuática que transportaba el desarrollo.
Inicialmente las embarcaciones utilizaron puertos rudimentarios en Sabanilla y luego en Salgar, en los cuales muy precariamente, y a través de transbordos llegaban con sus cargas al río, para finalmente ir subiendo hacia su destino en el interior del país.
A finales del siglo XIX decidieron adecuar el ingreso al río Magdalena, de manera que las embarcaciones entraran en todos los meses del año.

Este proceso se hizo en dos etapas:

Primero construyeron un muelle en una zona cerca de Barranquilla, para conectarlo a través del ferrocarril, es por eso que escogen Bahía Cupino y allí lo construyen.
Puerto Colombia nace alrededor de
esta actividad portuaria. Todos los muelles del mundo se construyen en zonas de agua protegida, eso quiere decir que el mar es suficientemente tranquilo para que el buque permanezca amarrado sin peligro de las olas que lo golpean.
Bahía Cupino estaba protegida de forma natural por una isla llamada Isla Verde. Por ser bahía de aguas tranquilas y limpias, esta población se volvió importante para los barranquilleros y los colombianos de entonces, no sólo por su actividad portuaria, sino como balneario, allí se ubicaron los hoteles más visitados de principios XX, recibiendo personalidades de gran reconocimiento nacional e internacional.

 

 

El muelle fue inaugurado en diciembre 31 de 1.888, y funcionó hasta 1.936, año en que se inauguró la segunda etapa portuaria que permitía la entrada de los buques al río por bocas de ceniza, y se hacía el transbordo directamente a las embarcaciones del río, evitándose el trámite del ferrocarril. Esto ocasionó que Puerto Colombia perdiera su importancia dentro de la actividad económica del país.

 

Antiguo muelle de Puerto Colombia

 

Pero ¿Qué sucedió durante los casi cuarenta años que funcionó el muelle?

Sucedieron las dos grandes guerras en Europa, salieron miles y miles de europeos en busca de nuevos destinos para construir su vida.
La gran meta escogida fue América; y obviamente el medio de transporte eran las embarcaciones marítimas que ofrecían las líneas alemanas de ese entonces. Unos llegaron a Norte América a través del único muelle habilitado en ^esa época que era Nueva York; por esta ciudad entraron miles que aportaron en la transformación de este gran país del Norte.

 

¿Por dónde entraron?

Por el único muelle habilitado entonces: Puerto Colombia; fue entonces cuando se fueron regando por todo el país y los países vecinos, transformando la región, genética, cultural, económica, social y, gastronómicamente; en fin…
La historia de la modernidad en Colombia no se ha escrito, y de hecho le debe mucho o casi todo, a este pedacito de tierra y mar, que está íntimamente ligada a cada uno de los inmigrantes europeos que ingresaron por este muelle.
Estados Unidos entendió la importancia de esta inmigración al país, y N ueva York ha construido toda una instalación alrededor de este Fiecho histórico. La Estatua de la Libertad y Ellis Jsland, el gran museo de los Emigrantes, que atrae miles y miles de turistas cada año, este es el gran potencial de Puerto Colombia, haber sido la “puerta de entrada” de la modernidad en Colombia. Hay que trabajar para escribir, recuperar, transmitir y mostrar este hecho histórico; hay que construir espacios para la memoria, hay que construir espacios que toquen el corazón de los descendientes de estos miles de europeos que transformaron nuestro país, y que íntimamente agradecen a esta puerta que se abrió en su momento, y que tanto desarrollo le trajo a Colombia.
Hay una segunda fortaleza, una gran comunidad de artistas porteños e inmigrantes colombianos y extranjeros, que han escogido hoy a comienzos del siglo XXI, a Puerto Colombia como el municipio en el cual quieren vivir e inspirarse.

 

 

La Fundación Puerto Colombia

Esta trabaja para apalancar estas dos tremendas posibilidades de desarrollo del municipio. Los artistas, históricamente son la población pensante y transformadora de los pueblos, siendo a la vez la conciencia y memoria colectivas.
Por eso estamos seguros que este pedacito de tierra y mar, tiene suficiente madera para lograr lo que estamos visionando.

El otrora imponente
puerto reclama en
silencio un honroso
puesto en la historia
del país.

Por eso estamos seguros que este pedacito de tierra y mar, tiene suficiente material para lograr lo que estamos visionando.

 

¿Qué visionamos?

Convertir a Puerto Colombia en un referente cultural y turístico, basado en el hecho histórico que le significó y aportó mucho a la entrada de la modernidad a Colombia, traída por miles de inmigrantes que llegaron en busca de tierra firme, para construir sus vidas, y en la gran comunidad de artistas , que los acogió como suyos, y que quieren plasmar sus paisajes, historias casi leyendas, y sus personajes que muchos han tenido, en sus lienzos. Su muelle es un monumento puede que al olvido estatal, pero también un icono que se niega a desaparecer para que con el nunca desaparezca su pasado glorioso.

Deja un comentario